Venezuela post 6-D ¿y ahora qué?

 

Ganó la oposición, el cansancio de la gente en la calle por la carestía de productos básicos, por la devaluación de la moneda, la hiperinflación, el grito de justicia por los presos políticos. Ganó las ganas de democracia frente a un Gobierno dictatorial que durante 17 años lo ha expropiado todo, menos el sentimiento patrio y el ansia de bienestar, pero ¿y ahora qué?

La Mesa de Unidad Democrática (MUD) liderará el poder legislativo con el triunfo electoral, no obstante tendrá que enfrentarse al poder ejecutivo y judicial en manos de Maduro. La oposición venezolana logró una victoria histórica en las urnas: derrotó al chavismo con 112 escaños de los 167 elegibles, frente a los 51 del Gobierno de Maduro, que ya no podrá aprobar y modificar leyes orgánicas a su antojo.

La MUD podrá someter a referendo los convenios y acuerdos internacionales, transferir competencias a órganos supranacionales, someter a referendo proyectos de ley, remover de sus cargos a magistrados el Tribunal Supremo, al Defensor del Pueblo y designar a los integrantes del Consejo Nacional Electoral. También podrá aprobar proyectos de reforma constitucional y convocar una Asamblea Nacional Constituyente.

El pueblo venezolano acudió a las urnas en un clima de hostilidad y miedo desatado por sus gobernantes que incluso no descartaba dar un golpe de Estado para continuar con los tres poderes en sus manos, promoviendo sus propias leyes y aplicando su concepto de justicia. Más de 19 millones de votantes fueron llamados a las urnas, en su mayoría con ansias de libertad demostraron que aún ésta es posible para impulsar el cambio político en pro del cambio socio-económico.

Algunas claves para entender el triunfo de la MUD en las urnas:

1. El modelo populista ha fracasado. El llamado Socialismo del Siglo XXI murió con Chávez.
Más del 80% de los venezolanos está insatisfecho con el Gobierno de Maduro, especialmente por la dureza de la situación económica que atraviesa el país. La recesión e hiperinflación (+200%), imperan en la economía venezolana. Ello sumado a la depreciación del Bolívar, un 97%.

El petróleo, principal fuente de ingresos del país (depende el 90% de la economía) ronda los 35 dólares/barril del ingreso del país, cuando estaba presupuestado a 60 dólares para este año. «Hay un déficit fiscal entre 18% y 20% del PIB», explica el economista Víctor Alvarez.

2. Escasez y cansancio. Sin leche, carne, pollo y papel higiénico; sin poder adquisitivo, con constantes cortes de servicios básicos y sin perspectivas de mejoras de la producción interna. Un país en ruina económica, sin inversiones extranjeras, con una política de regalo a algunos de sus países vecinos del eje Bolivariano y, con el ataque constante a grandes productores de alimentos como al Grupo Polar, liderado por Lorenzo Mendoza.

3. La oposición encarcelada con Leopoldo López como figura heroica para el pueblo, condenado 14 años de cárcel por los delitos de instigación a la violencia y asociación para delinquir por convocar una marcha pacífica el 12 de febrero de 2014. Setenta y cuatro son los presos políticos. Además de López, están Daniel Ceballos, ex alcalde de San Cristóbal, y Antonio Ledezma, ex alcalde de Caracas.

4. Elevado nivel de violencia callejera. Venezuela es uno de los países más peligrosos del mundo, con 20 mil asesinatos al año.

5. La opresión domina a la libertad de expresión. El régimen ha silenciado a los medios y periodistas. No hay prensa libre! La oposición sólo encuentra voz a través de las redes sociales y Youtube.

Nicolás Maduro ha aceptado el resultado , calificándolo de adverso “Ha triunfado la guerra económica” y “el capitalismo salvaje”, señaló. Los bonos soberanos subían hasta 4 puntos en promedio en la apertura del lunes, de acuerdo con la firma ECG Asset Management. El de mejor desempeño fue el Venz 26, con alzas cercanas a los 5 puntos.

Todos los indicadores macroeconómicos calculados por firmas nacionales e internacionales prometen un destino poco alentador para el próximo año.Como explica la periodista Blanca Vera en http://www.analítica.com “2016 Serán doce meses en los que la incertidumbre protagonizará cada uno de los eventos por venir. Los cambios llegarán poco a poco y se requerirá de una inmensa madurez política por parte del gobierno, la oposición y los independientes para que estos puedan desarrollarse en el marco de una renovación en el poder Legislativo. ¿Por qué? Porque la crisis económica es tan profunda que promete convertirse en la más grande que haya vivido venezolano alguno a lo largo de la historia contemporánea de la República”.

El gran milagro para Venezuela será resucitar su economía porque por más que el Gobierno se empeñé en reforzar los mensajes del Gorila Rojo, Chávez ya no vive y, pese a ser una de las potencias de producción de petróleo, Venezuela se enfrenta a la ruina económica. Es hoy el país del surrealismo mágico. Quedan por delante años duros!

Maduro expropia futuro a Venezuela

Hugo Chavez es historia. Su muerte se llevó lo poco que quedaba de filosofía del socialismo y en herencia, los venezolanos se quedaron la más alta inflación de América Latina, escasez de alimentos, carestía de medicina y papel higiénico, expropiaciones a las empresas privadas y la caída brutal de la inversión frente a la inseguridad jurídica reinante. Asimismo, Venezuela está entre las primeras posiciones de criminalidad y violencia del continente.

Un año más tarde del anuncio de su fallecimiento (5 de marzo de 2013), con Nicolás Maduro – otra nefasta herencia chavista – envuelto en su fraudulento triunfo electoral se vislumbra un panorama de desgaste, sin políticas económicas que indiquen alguna mejora. El futuro de Venezuela se está escribiendo con la sangre de la juventud y el mundo asiste atónito a ríos de gente contraria al régimen totalitario y de represión al pueblo.
El periodista Enrique Krauze dibuja el escenario cuantificando que en Venezuela hay 2,4 millones de estudiantes de nivel medio y 400.000 de educación superior. “La mayoría simpatiza con el movimiento opositor. No buscan revertir la atención social a los pobres. Critican la ineptitud económica del régimen y —sobre todo— el ocultamiento de la gigantesca corrupción”.
Imagen:Kino Navarro

Imagen:Kino Navarro

Desde el pasado 12 de febrero, las manifestaciones estudiantiles en Venezuela ocupan un espacio en las secciones internacionales de los medios del mundo, mientras Maduro intenta callar a los estudiantes y apagar la voz de periodistas nacionales e infunde miedo a los corresponsales que quieren hacerse eco del drama de los venezolanos.
Casi una veintena de muertos han sembrado de tristeza en un país que clama libertad. “Lo ocurrido es una expresión de un pueblo guiado por unos jóvenes, al que le han expropiado su futuro y pisado su presente”, dice el opositor Leopoldo López desde las rejas.” Soy un preso político, un preso de conciencia de Maduro y su institucionalidad manipulada”, argumentaba hace unos días al periódico El Nacional.
El lider de Voluntad Popular denuncia “un Estado verdugo, que no solo se convirtió en carcelero, sino que también es el verdugo del futuro de todos los venezolanos”. Como consecuencia, las protestas han sido masivas en todo el país y, a pesar de la violencia y la represión del gobierno, han continuado sin señales de cambio y bajo el lema “el que se cansa pierde”.

Desde una perspectiva económica, la deriva totalitaria en Venezuela se ha elevado entre meses de parálisis política y escasas señales de que vaya a moderar la línea radical y populista de su antecesor.Desde el servicio de estudios de Solchaga Recio & Asociados, explican que “La situación política -cada vez más polarizada y salpicada por frecuentes estallidos sociales- es inestable, mientras la economía sigue acercándose al colapso, empujada por una política económica errática, agresiva e insuficientemente reformista”.

El experto Jonás Fernández recuerda que el Gobierno venezolano  “No ha introducido medidas de calado sobre temas que preocupan a toda la ciudadanía, como los cortes eléctricos, la corrupción o la criminalidad, y ahora podrá legislar sin ataduras tras la aprobación de otra Ley Habilitante. La situación y perspectivas económicas han empeorado. El cuadro general es de caída en la actividad, inflación rampante, déficit fiscal incontrolado, escasez de bienes básicos, sobrevaloración de la moneda, reducción de reservas o alzas del riesgo país”.
Así, no se puede descartar que Maduro persevere en la deriva de los últimos meses, aún con los costes políticos y económicos que ello conlleva. De hecho, tras la devaluación de febrero de 2013 –que resultaba ineludible pero se ha revelado insuficiente-, el gobierno parece sumido en el letargo.
El  gobierno no parece disponer de un diagnóstico adecuado y su compromiso para actuar no es firme, sino más bien tibio y tentativo según lo exijan las circunstancias. Hasta ahora, las medidas han tratado los síntomas pero no sus causas. Por ejemplo, el desabastecimiento y la inflación –causada en parte por la devaluación, el insuficiente suministro de divisas para importar o la monetización del déficit- han sido atacadas con más normas de márgenes y precios máximos, presiones a los empresarios y confiscaciones y descuentos forzosos, argumentan desde Solchaga Recio.
El PIB venezolano se ha desacelerado notablemente frente al bienio anterior, por el decaimiento en todos los rubros de demanda, en especial la inversión y las exportaciones. En 2013 su expansión rondó el 1,5 por ciento y este año podría contraerse un 0,6 por ciento.
El superávit corriente se mantendrá cerca del 3 por ciento del PIB en 2014 – lejos del 8 por ciento que promedió entre 2005 y 2012-, fruto de la moderación del superávit de bienes y el mayor déficit del resto de cuentas. Pero las reservas, que terminaron el pasado año en mínimos –por debajo del 6 por ciento del PIB-, indican que “la economía se encamina a cámara lenta hacia una crisis de balanza de pagos de consecuencias impredecibles”, matizan desde el servicio de estudios.

Rebelión contra Maduro

 
“Cuando la tiranía se hace ley, la rebelión es un derecho”, Simón Bolívar.

Esta es la imagen de Venezuela hoy: su gente convulsa, iracunda, diciéndole al mundo que el Socialismo del siglo XXI y la dictadura del Gobierno de Nocolás Maduro no les callará.
Si el 12F pasará a la historia por las muertes de los estudiantes, que han desencadenado días seguidos de manifestaciones; el 18F quedará en la memoria porque el pueblo aclama “Democracia” tras vivir en pleno la captura del líder de la oposición Leopoldo López.

Noticias relacionadas: Leopoldo López fue capturado por las autoridades venezolanas – http://goo.gl/GX6sq1 y en http://www.semana.com/mundo/articulo/en-vivo–movilizaciones-en-venezuela/377692-3
http://www.infobae.com/2014/02/17/1544350-quien-es-leopoldo-lopez-el-hombre-que-enfurece-nicolas-maduro

Imagen:Kino Navarro

Imagen:Kino Navarro

Imagen:Pascuale Sedall

Imagen:Pascuale Sedall

Imagen:El Universal

Imagen:El Universal

Venezuela ¿se encamina a ser la morgue de Latinoamérica?

Con 187 homicidios por cada 100 mil habitantes,  San Pedro Sula (Honduras) ocupa el primer lugar del ranking de ciudades más violentas del mundo. El segundo lugar se lo lleva Caracas y el tercero Acapulco, con tasas de 134 y 113 homicidios por cada 100 mil habitantes, respectivamente.

La situación de Venezuela parece un conjunto de escenas extraídas de “los gritos del silencio”,  la película dirigida por Roland Joffé. La población muy escasa de alimentos,  se respira un ambiente de extrema tensión,  La situación de violencia, un caos económico  y social que se vuelve cada vez más insostenible.

image

 
Miles de ciudadanos de la ciudad de Caracas, convocados por estudiantes universitarios, se concentran estos días con el objetivo de exigir la desmovilización de los grupos paramilitares, denominados “colectivos del terror”, que han atacado las movilizaciones estudiantiles desde el 12F.
 
Ahora falta el apoyo de la comunidad internacional (UE, ONU, OEA, EE. UU.), que incluya en sus agendas lo que está pasando en Venezuela. No es exagerado este titular, lo duro es la crítica situación de Venezuela. Cinco de las 50 ciudades más violentas del mundo están allí, según el informe reciente de la ONG Seguridad Justicia y Paz.

Los rankings volvieron a ratificarse estos días,  dos estudiantes fueron asesinados (Basil Alejandro Da Costa Frías y Roberto José Redman Orozco)  y, una vez más  el mundo asistió a la actuación violenta de las bandas terroristas que trabajan – según protesta el pueblo – al servicio del gobierno venezolano. http://goo.gl/0UMWpr –  http://goo.gl/xIg4ib

La Plataforma democrática de Venezolanos en Madrid (PDVM), “Condena y repudiar la actuación previa de Nicolás Maduro y Diosdado Cabello”, señalando que “por diferentes medios de comunicación instigaron el clima de odio y violencia que se vive en el país, así como por ser los responsables de la grave crisis social, moral y económica en que está sumergida Venezuela”.

Como dice el reputado periodista Alberto Artero, Venezuela acaba de ver los primeros muertos de esta última hornada. No serán los últimos. El país se encuentra en una situación límite. La revolución bolivariana hace aguas. La propaganda oficial suena a estas alturas a broma macabra. Todos los indicadores económicos y sociales conducen al caos. No hay parámetro que se salve. http://goo.gl/oFusW8

Venezuela: hoy no hay, mañana tampoco

El país que lidera las noticias por escasez: no hay pollo, leche, café, azúcar, papel higiénico….el rollo de tanta necesidad de bienes básicos es interminable. Os dejo este enlace del líder de opinión Carlos Salas. http://goo.gl/B0VqnT En Venezuela hoy no hay, mañana tampoco.

Capriles y la oportunidad de Venezuela el 8D

image

“El voto es tuyo, no se lo regales al Gobierno y sus corruptos ¡Úsalo y defiéndelo! contra el caos y a favor del cambio Vota #8D”. Así llama a las urnas Henrique Capriles, líder de la oposición, a través de las redes sociales, en las que cuenta con más de tres millones y medio de followers.

No hay luz en Venezuela, las estanterías están vacías de alimentos y el papel higiénico es uno de los bienes más preciados en cada hogar. Esta es una muestra de la Marca País de Venezuela en el mundo en la actualidad. La inseguridad y la violencia siguen castigando a este país megadiverso, rico en petróleo y que en el mapa de la corrupción latinoamericana ocupa el primer lugar, según el informe de Transparencia Internacional de 2013.
http://www.transparency.org/gcb2013/report “Venezuela y Paraguay son percibidos como los países más corruptos de América Latina, mientras Uruguay y Chile los más transparentes”.

En Venezuela la libertad suena a música celestial, a la economía la engulló la inflación (la tasa interanual supera el 50%), el ritmo de crecimiento económico se ha ralentizado de un 5,6% en 2012 al 1,4%, según las últimas cifras públicas. Hay severos controles de precios y el tsunami cambiario está a la vuelta de la esquina. Todo bajo un totalitarismo denominado Socialismo del siglo XXI.

A pesar del entorno, el ministro de Finanzas, Nelson Merentes, confía en que el próximo año será mejor. “Vamos a tener un año 2014 bastante distinto al 2013, en la inflación, en el desarrollo económico, en el crecimiento”, indica.

Como buen militante apoya la decisión del Gobierno de intervenir comercios y regular sectores económicos como parte de la solución a los altos precios y combatir lo que el presidente venezolano, Nicolás Maduro, ha denominado Guerra económica. (Intervención de sectores como el de venta de electrodomésticos, el del mercado inmobiliario comercial e industrial y el mercado de vehículos).

“El gobierno liderado por el presidente Maduro está tomando las decisiones correctas de buscar el equilibrio de lo que es el desarrollo de la economía normal”, dice Merentes. Estas medidas se suman a las políticas de apropiación, más que expropiación que empezó durante el primer gobierno de Hugo Chávez y que ha dejado a miles de expropiados sin compensación. https://www.whatsnextvenezuela.com/issues/expropriations/

Entre los damnificados, el Estado venezolano adeuda a españoles entre 10.000 y 15.000 millones de euros en compensación por las propiedades nacionalizadas, señalan expertos económicos y resaltan los medios de comunicación españoles. Aunque recientemente, el Embajador venezolano en Madrid expresó el interés de favorecer y cuidar las inversiones españolas en su país.http://goo.gl/kFRMt1

En este entorno la debilidad de Venezuela no es sólo su economía sino el desgaste social. Las previsiones de los organismos internacionales tampoco generan optimismo. El Fondo Monetario Internacional prevé un crecimiento este año del 1% y para 2014, una mejoría hasta el 1,7%. No obstante, destaca en su último informe de Perspectivas económicas globales que la hiperinflación seguirá siendo una de las grandes asignaturas pendientes y la sitúa en torno al 38% el próximo año. El desempleo seguirá siendo otro indicador negativo, con una tasa prevista del 9,2% en 2013 y del 10,3% en 2014.

Desafío el 8D: la prueba de resistencia frente al Gobierno

La oposición venezolana ha anunciado la apertura de una línea telefónica para recibir denuncias de presuntas irregularidades durante las elecciones municipales del próximo domingo. A través de un número telefónico conectado con una central de llamadas o del envío de un mensaje de texto con la palabra SOS, los venezolanos podrán denunciar las irregularidades que encuentren en el momento de emitir su voto en los centros electorales.
El objetivo es canalizar y documentar las denuncias para corregir los problemas que puedan surgir durante la jornada explican desde la Mesa de Unidad Democrática (MUD).

“Diciembre tiene que ser la fecha del reencuentro entre todos los demócratas, fecha en la que le hagan saber a Maduro y a sus patrones cubanos que Venezuela ni se vende, ni se rinde porque nunca será una copia al carbón de la Cuba fidelista”, resaltan desde http://www.analitica.com, medio online de referencia de la realidad de Venezuela y confían en que el 8D sea el próximo 23 de enero de 1958, cuando el pueblo se reveló de la última dictadura del siglo XX.

Te recomiendo: por qué son importantes las elecciones municipales en Venezuela http://goo.gl/gFeuSq Sigue leyendo